SOUPE À L’OIGNON GRATINÉE O SOPA DE CEBOLLA GRATINADA.

Tal y como os dije en una de las últimas publicaciones, os traigo una receta clásica del recetario francés. Una soupe à l’oignon o sopa de cebolla. Sus orígenes se remontan al siglo XIV apareciendo en la edición más antigua del libro de cocina Le viandier aunque el toque moderno se lo ha puesto el añadirle queso por encima en forma de costra. Así pues, veamos cómo se elabora esta deliciosa sopa francesa.

Ingredientes para 2 servicios:

Para el caldo:

  • 500 gr de hueso de vacuno o ternera
  • 50 gr de tomate en pasta
  • 80 gr de puerro picado
  • 60 gr de cebolla picada
  • 100 gr de tomate picado (sin pelar)
  • 100 gr de zanahoria lavada y picada (sin pelar)
  • 1 hoja de laurel
  • 1 ajo pelado y partido por la mitad
  • 1 pizca de hierbas provenzales
  • 1 pizca de perejil
  • 2,25 l de agua (x 2)

Para hacer el caldo primero lavaremos los huesos con agua fría y los pondremos en una olla con agua fría (2,25 l) a fuego bajo durante 30 minutos. Iremos desespumando el agua. Este proceso se llama blanquear los huesos, lo que significa que les quitamos impurezas para que luego nos quede un caldo limpio.

Desechamos el agua y volvemos a lavar los huesos con agua fría. Limpiamos la olla y volvemos a poner los huesos en ella con otros 2,25 l de agua fría. Llevamos al fuego hasta que arranque a hervir y vamos desespumando.

En ese momento, le añadimos el tomate en pasta, las verduras cortadas, el ajo, el laurel y las especias. No añadiremos sal ni pimienta.

img_8246

Dejamos cocinar a fuego lento durante 2 horas y media sin tapar. Iremos desespumando. Pasado el tiempo de cocción, tapamos la olla y dejamos reposar 30 minutos más.

Remover los huesos de la olla y colamos el caldo. Del total de 2,25 l me quedaron 500 ml.

img_8252

Mientras el caldo se va haciendo, vamos a preparar los ingredientes para la sopa de cebolla.

Para la sopa de cebolla:

  • 500 ml de caldo
  • 800 gr de cebolla roja cortada en rodajas muy finas (en juliana) y quitándole el gérmen
  • 60 gr de mantequilla sin sal
  • 1 pizca de Sal gorda
  • 1 hoja de laurel
  • 100 ml de vino tinto (yo utilicé un Pinot Noir)
  • 50 ml de brandy
  • Sal y pimienta negra al gusto

En una olla a fuego fuerte ponemos la mantequilla. Cuando se haya fundido, añadimos la cebolla y la pizca de sal gorda. Removemos todo durante 3 minutos.

img_8253

Añadimos el laurel y tapamos la olla y dejamos cocinar durante 20 minutos a fuego lento.

Destapamos la olla y removemos bien. La cebolla habrá empezado a caramelizarse. Dejamos cocinar sin tapar la olla 15 minutos más, removiendo para que se despeguen los jugos del fondo de la olla producidos por la caramelización de la cebolla.

Añadimos el vino y el brandy y dejamos cocinar 10 minutos más hasta casi evaporarse.

En ese momento, añadimos el caldo y dejamos otros 10 minutos.

Quitamos la hoja de laurel y salpimentamos al gusto.

 

Trucos: lo que más tiempo nos lleva de esta receta es preparar el caldo, así que podéis agilizar si ya lo tenéis preparado de antes (lo podéis congelar) o utilizáis caldo de carne comprado. Eso sí, si optáis por la primera opción os aseguro que el sabor es exquisito y no tiene nada que ver con los caldos prefabricados.

Opciones de presentación: Para terminar pondremos la sopa en un bol individual, añadiendo un poco de pan tostado y cortado en dados. Cubrimos con queso y lo llevamos al horno hasta que esté totalmente gratinado.

Un abrazo y hasta la próxima.

Alda.

Anuncios

4 comentarios sobre “SOUPE À L’OIGNON GRATINÉE O SOPA DE CEBOLLA GRATINADA.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s