POLLO AL CURRY.

Recién llegada de Tailandia he pensado en hacer un plato muy típico de la cocina asiática para seguir teniendo la sensación placentera de estar viajando. Ciertamente, cuando comemos un tipo de cocina que no es propiamente la nuestra no dejamos de viajar hacia otros rincones del planeta mediante sus sabores e ingredientes que no solemos usar en la cocina mediterránea.

En este caso, además, hay que tener en cuenta los beneficios de utilizar el curry en la cocina. El curry es un conjunto de especias entre las cuales se encuentra la cúrcuma. Además de ser la especie que da el color característico al curry, se considera una especie con potentes beneficios medicinales para enfermedades como el cáncer, artritis, diabetes y otros desórdenes químicos.

Así que con esta receta no solamente daremos un toque exótico a nuestra cocina e introduciremos nuevos sabores sino que además estaremos tomando un potente cóctel de especies que tienen beneficios hacia nuestro organismo.

Veamos los ingredientes para preparar esta receta de la que nos saldrán 3 raciones:

  • 2 cebolletas medianas.
  • 1 cucharada de tomate natural.
  • 2 pechugas de pollo.
  • 1 cucharadita de curry.
  • Media cucharadita de cayena en polvo.
  • 80 ml de nata para cocinar.
  • Sal.
  • Pimienta.
  • Aceite de oliva virgen extra (AOVE).

El primer paso a dar es preparar el pollo. Cortaremos las pechugas en dados de aproximadamente 1 centímetro por cada lado y quitaremos la grasa que pueda tener la pechuga. Salpimentamos y reservaremos.

Picaremos la cebolleta en trozos muy pequeños.

En una olla pondremos dos cucharadas de AOVE a fuego fuerte. Cuando tome temperatura el aceite añadiremos los dados de pollo para que se doren ligeramente. Retiraremos el pollo de la olla y en el mismo aceite verteremos la cebolleta.

Dejaremos la cebolleta hasta que veamos que coja cierto color tostado. En ese momento añadimos el tomate, la nata, el curry y la cayena. Removemos para integrar todos los ingredientes y finalmente añadiremos el pollo que habíamos dorado previamente.

Dejaremos cocinar a fuego medio durante 10 minutos para que la salsa reduzca y espese un poco y retiraremos del fuego.

¡Y ya podremos disfrutar de un plato muy aromático y sanísimo!

Trucos: ya veis que la receta no tiene ningún secreto pero existen variedades como añadir alguna otra verdura en el sofrito o utilizar leche de coco en vez de nata para cocinar. La cantidad de cayena también va al gusto de cada uno. La cocina tailandesa suele ser bastante picante pero como en esta ocasión quién cocinamos somos nosotros, adaptaremos eso a nuestro gusto.

Opciones de presentación: en la cocina asiática, además de la oriental, el arroz es el acompañamiento por excelencia de cualquier plato. Así que hemos sido fieles a ello y hemos presentado el pollo al curry acompañándolo de arroz basmati. Además le hemos puesto por encima unas semillas de sésamo aunque también se puede presentar con cilantro o perejil recién picado.

¡Espero que os animéis a preparar esta receta!

Un abrazo y hasta la próxima.

Alda.

Anuncios

2 comentarios sobre “POLLO AL CURRY.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s